Cabildo de Higüey no ha otorgado permiso al aeropuerto Bávaro

Compartir

La Dirección de Planeamiento Urbano del Ayuntamiento de Higüey informó hoy que ese cabildo no ha dado permiso al Grupo Abrisa para la construcción de un aeropuerto internacional en la zona turística de Bávaro, por lo que puso en duda que se haya realizado un desmonte de una amplia franja de terrenos para esos fines.

Jacqueline Rodríguez, directora de Planeamiento Urbano, dijo que hasta el momento el expediente no ha llegado al Ayuntamiento, por lo que como tal, no se ha otorgado ningún tipo de permiso.

“A nosotros no nos ha llegado ese expediente aún, no se le ha dado permiso para la construcción del mismo, entonces hasta donde yo sepa, no; entiendo que no pueden estarlo haciendo”, declaró Rodríguez vía telefónica al ser consultada por el periodista Silvio Cabrera de el periódico el Nacional sobre un supuesto desmonte que se estaría realizando en la zona para la construcción de dicho aeropuerto.

Dijo que hasta donde ella sabe, no tiene conocimiento de que en Bávaro se esté haciendo un desmonte para la construcción del citado aeropuerto internacional.

El Nacional también  trató de conocer la reacción del Grupo Abrisa, pero no fue posible.

Rodríguez fue consultada sobre lo dicho ayer por el representante legal de la Asamblea Nacional Ambiental (ANA), Bartolomé Pujals, quien denunció que el Grupo Abrisa inició las obras de construcción del aeropuerto de Bávaro con el desmonte de una amplia franja de terreno, pese a que no cuenta con la autorización de uso de suelo ni los permisos municipales.

Precisó que, de igual forma, la licencia ambiental ha sido cuestionada por los daños que el proyecto causará a los acuíferos y la fauna y flora en la zona.

La ANA presentó fotografías que muestran una extensa devastación del área boscosa y que, por la forma de las trochas, hace presumir se trata de la futura pista de aterrizaje y parqueo de las aeronaves.

Pujals explicó que en una primera instancia los trabajos que se realizan destrozaron un área para permitir el acceso a donde se observan las devastaciones causadas con equipo pesados, en el paraje denominado Tres Piezas, perteneciente a El Salado, en la provincia La Altagracia.

Luego de un estudio científico realizado la semana pasada, la ANA presentó el jueves un recurso ante el Ministerio de Medio Ambiente para que cancele la licencia otorgada. Los equipos pesados, además de los movimientos de tierra que alteran el entorno natural, han arrasado con una vegetación que conforma el hábitat de numerosas especies florales y de aves.

ANA

La Asamblea Nacional Ambiental (ANA) considera que el aeropuerto ocasionaría presiones adicionales sobre los acuíferos que servirán para el futuro acueducto de la zona donde se construye.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *