EEUU se niega a “legitimar otro fraude electoral” en Venezuela

Compartir

Estados Unidos dijo este jueves que no contribuirá a “legitimar otro fraude electoral” en Venezuela, una afirmación considerada “el colmo” por el gobierno de Nicolás Maduro.

Washington, que junto a unos 60 países desconoce el mandato de Maduro por considerarlo resultado de comicios fraudulentos, se pronunció tras la invitación de Caracas a la ONU y la Unión Europea para observar las elecciones legislativas del 6 de diciembre en el país sudamericano.

El jefe de la diplomacia estadounidense, Mike Pompeo, instó “a todos los actores democráticos, tanto dentro como fuera de Venezuela, a continuar insistiendo en las condiciones necesarias, internacionalmente aceptadas, para unas elecciones libres y justas”.

“Nosotros y nuestros socios democráticos en Venezuela y la comunidad internacional no contribuiremos a legitimar otro fraude electoral más llevado a cabo por el régimen de Maduro”, afirmó en un comunicado.

Pompeo dijo el miércoles a periodistas que 34 países apoyan un gobierno de transición en Venezuela para asegurar comicios transparentes.

El jueves insistió en que esas condiciones “no existen” en Venezuela, después de que el canciller venezolano, Jorge Arreaza, asegurara que hay “amplias garantías” y que Maduro levantara medidas judiciales contra más de un centenar de opositores, entre ellos varios colaboradores del jefe parlamentario Juan Guaidó.

Pompeo rechazó que la situación en Venezuela cambie con “la desestimación condicional de los cargos penales” contra un centenar de venezolanos, ninguno de los cuales debería haber sido encarcelado “ni un solo día”.

Destacó que Guaidó y otros opositores como Leopoldo López, Julio Borges y Carlos Vecchio siguen “amenazados, acosados y acusados por el régimen”, en tanto el diputado Juan Requesens permanece bajo arresto domiciliario.

Además, indicó Pompeo, no fueron liberados líderes chavistas o sindicales destacados, ni miembros del ejército .

También recordó que el Consejo Nacional Electoral (CNE) fue “designado ilegalmente” y “permanece bajo un estricto control del régimen”. Y afirmó que no hay libertad de prensa, expresión o reunión, “condiciones mínimas para recibir una misión de observación electoral internacional creíble”.

En un tuit, Pompeo deploró lo que describió como “la última táctica de Maduro para hacer que las próximas elecciones parezcan ‘libres y justas’”.

Arreaza reaccionó, señalando que el presidente estadounidense, Donald Trump, que busca la reelección el 3 de noviembre, animó a sus seguidores a votar dos veces.

“Vaya descaro del secretario Pompeo al pretender cuestionar nuestras elecciones”, tuiteó Arreaza.

“En su país la plutocracia de dos partidos elitistas gobierna gracias a un sistema electoral tan fraudulento y racista que ayer Donald Trump llamó a sus seguidores a votar más de una vez por él. El colmo!”, escribió.

Trump dijo que los ciudadanos deberían primero votar por correo, si esa opción es admitida en su estado, y luego el día de la elección concurrir a la mesa de votación para asegurarse de que su voto llegó y, de no ser así, votar nuevamente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *